¿Qué se necesita para comenzar a nadar?

Cuando decidimos comenzar a practicar un deporte es normal que nos sintamos un poco desorientados y no sepamos muy bien por dónde comenzar, por eso decidí hacer una pequeña lista de implementos esenciales de natación, junto con consejos y recomendaciones para comprar los mejores productos y aprovecharlos al máximo.


  • Una gorra de natación: en la mayoría de piscinas las gorras son de uso obligatorio, pues previenen que cabellos obstruyan los filtros. Las hay de tela, latex y silicón; y vienen en diferentes tamaños: pequeño, mediano y grande. Si piensas nadar frecuentemente te recomendamos que consigas una gorra de silicón, ya que las de tela no son muy efectivas y se dañan muy rápido. Las de látex, si bien son más resistentes que las de tela, suelen romperse fácilmente porque el material es muy delgado. Además, debes ponerles talco por dentro al guardarlas para que sean fáciles de colocar y no te jalen el cabello. En cambio, las de silicona son bastante resistentes, no requieren de mucho cuidado aparte de secarlas bien, no necesitas usar talco y aún más importante ¡no jalan el cabello!

  • Lentes de natación: los hay de muchos tamaños, estilos y precios. Sin embargo, si estás empezando a nadar intenta conseguir lentes grandes. ¡Pero no los de las máscaras de snorquel! Busca lentes de una sola pieza que estén unidos por un marco de policarbonato y que tengan una correa ajustable de silicona. Al igual que los lentes normales, los hay de día y de noche. Si piensas entrenar de día, asegúrate de que tengan filtro UV. Al escoger un par de lentes, lo más importante es que cubran cómodamente las cuencas de tus ojos y hacer el test de succión: colócate los lentes sin ponerte la correa y presiónalos contra tus ojos, éstos tienen que generar un vacío y mantenerse sujetos de forma hermética durante unos segundos. Si no logras este efecto, prueba con otro par o un estilo diferente. 

  • Traje de baño: a la hora de escoger un traje para nadar, lo más importante es que éste se sienta cómodo. Si tu objetivo es nadar frecuentemente, asegúrate que sea resistente al cloro. Lo ideal es que el traje que escojas esté hecho con materiales de calidad (una combinación de nylon y polyester), se ajuste a tu presupuesto y vaya acorde con tu objetivo: ya sea recreación o entrenamiento.  

 


  • Paño y sandalias: para secarte puedes usar un paño normal de baño hecho de algodón, pero ten en cuenta que ocupan mucho espacio en tu bolso. Una gran alternativa son las toallas de espuma PVA. A diferencia de los paños regulares, son súper compactos y absorbentes. En cuanto a tus pies, siempre es recomendable usar sandalias antideslizantes en los alrededores de la piscina y los vestidores para evitar contraer el pie de atleta. 

  • Un bolso compacto y una bolsa plástica: la bolsa es casi tan indispensable como el vestido de baño. ¿Pero para qué? ¡Para llevar a casa la ropa mojada! Es recomendable usar una bolsa ziploc grande que puedas reutilizar, para ser amigable con el ambiente.

  • Ropa interior: ¡no vaya a ser que te vas con el traje de baño puesto y se te olvide la ropa interior! Un par de medias de algodón extra tampoco están de más.

  • Un candado de combinación: para guardar tu ropa y tu bolso en un locker mientras nadas tranquilamente.
 
Si tienes alguna duda sobre accesorios de natación o si quieres que hablemos sobre un tema en específico en el próximo post, escribe tu pregunta o sugerencia en los comentarios o a través de facebook e instagram.